Etiqueta: FONASA

¿Cómo se implementa y evalúa la Salud Pública?: Análisis de la reforma AUGE-GES (Parte 3)

La implementación Gubernamental de la reforma AUGE-GES

Luego del proceso legislativo que dio cuenta del marco legal del AUGE-GES y ya con los 56 problemas de salud priorizados, se tomó en cuenta el contexto de resistencias institucionales (Principalmente el Colegio Médico, actor crítico de la reforma) y de carencias en la oferta, para proponer un plan de implementación gradual o escalonado en un plazo de 3 años, ideado por el MINSAL.

Así, se buscaba desarrollar procesos esenciales en las redes asistenciales para el buen funcionamiento de la reforma, constituyendo en cada red las siguientes estructuras: A-Subdirector médico, quién coordina la reden cada servicio de salud. B-Referentes técnicos en cada red, con el fin de implementar y validar las guías clínicas en el personal de salud en la atención primaria y otros equipos técnicos encargados de la operación de prestaciones GES. C-El consejo de integración de la red asistencial (CIRA), instancia que permite la coordinación entre las distintas agencias públicas encargadas de la implementación, tanto de la atención primaria municipal como de las especialidades dependientes de los servicios de salud ministerial, pudiendo con ello socializar problemas en la implementación de la política.  D-El coordinador AUGE, encargado del monitoreo de los procesos de los problemas de salud, permitiendo con ello un trabajo de seguimiento de la implementación. E-Directorio de compras en cada red, constituido por FONASA para poder cubrir la oferta faltante en las redes asistenciales recurriendo al extra-sistema privado como alternativa.

Cabe destacar que la implementación gradual fue un elemento clave para determinar las restricciones en la oferta por parte del sistema de salud público, pudiendo con ello establecer a través de planificaciones presupuestarias, estimar las inversiones necesarias en equipos y recursos humanos para poder responder a los requerimientos de la reforma. Esto no es un dato menor, pues son las carencias en la oferta, tanto a nivel de recurso humano especializado como de los implementos tecnológicos requeridos para las intervenciones en los problemas de salud, los principales obstáculos en la reforma.

La Salud de la Población hoy o los efectos del AUGE-GES. Indicadores para la Reflexión

La reforma ha sido evaluada mediante procesos intermedios, los que implican medir sus resultados mediante seguimiento y monitoreo del cumplimiento de las garantías explicitas en las redes asistenciales, sumado a estudios de percepción usuaria del sistema.

En relación a la cobertura y siguiendo estudios realizados por la Subsecretaria de Redes asistenciales, a diciembre de 2013 existían un total de 20,1 millones de casos AUGE, siendo el 95% cubierto por las prestaciones del sistema público (Beneficiarios FONASA), concentrándose las atenciones principalmente en urgencias odontológicas ambulatorias (14,9%), infecciones respiratorias agudas (IRA) infantil (14%), hipertensión arterial (12,7%), cáncer cérvico-uterino (7,8%) y depresión en personas mayores de 15 años (5,3%).

Es relevante destacar que la tasa de utilización AUGE por parte de las Isapres se ha mantenido a lo largo de la reforma, lo cual sumado al aumento de los problemas de salud de 56 a 80, a generando que aumenten la prima por concepto de cobertura AUGE. En este sentido, dado que la utilización del AUGE en las isapres no ha aumentado y la prima si, estos excedentes son vueltos ganancias netas para las aseguradoras privadas. A enero de 2016, el cumplimiento a nivel nacional del GES alcanzó un 98,46%.

En relación a la cobertura financiera, el costo del sistema total al año 2012 alcanzaba un 1% del PIB lo que implicaba un aumento del 35% del gasto real por beneficiario FONASA. En cuanto a la calidad, es relevante mencionar que esta garantía fue la última en ponerse en marcha durante 2013, siendo la peor evaluada por las agencias ministeriales. Esto principalmente ha sido producto por la tardanza en los protocolos de acreditación de centros especializados, estando 18 centros acreditados a marzo de 2014, siendo solo 1 de carácter público. No obstante, es de destacar que en el registro de prestadores individuales de Salud (RNPI), mostró que 99% de los prestadores privados se encuentran inscritos y el 87% de los públicos cuentan dentro del registro.

Respecto de la equidad, existen estudios que dan cuenta que la mejora en el acceso, la protección financiera y el uso de las prestaciones ha implicado mejoras en la equidad, registrándose una fuerte disminución en las “necesidades no atendidas” referentes a problemas de salud AUGE y no AUGE en la encuesta CASEN de 2009 a 2011.

En relación a las listas de espera, la priorización AUGE ha implicado que progresivamente se retrasen las prestaciones para los problemas no AUGE. En relación a los problemas de salud AUGE, a septiembre de 2014 la Superintendencia de salud reportaba una lista de espera acotada a 5417 casos, de las cuales la gran mayoría correspondía a condiciones garantizadas no urgentes, y que en su mayoría se deben a problemas de escasez de especialistas. Ahora bien, al ser contrastada con las listas de espera no AUGE, existe una diferencia sustancial, materializada en la existencia de una lista de espera de 1,65 millones de prestaciones en espera de especialidad, de las cuales un 88% lleva más de 120 días de tiempo y 57% lleva más de un año.

Respecto de la valoración de los usuarios, destaca en los estudios de opinión pública llevados a cabo por FONASA un promedio de 5,6 en una escala del 1 al 7 respecto del AUGE. Para los usuarios es importante y bien valorado la cobertura de enfermedades catastróficas, la cobertura gratuita de prestaciones y medicamentos, mientras que es valorado de forma baja las listas de espera, la falta de especialistas y el incumplimiento de los plazos.

Referencias Bibliográficas

Cid, C. y Muñoz, A. (2007). Evaluación de la implementación de la reforma de salud en el sistema Isapres y su impacto en los beneficiarios. Disponible en: http://www.supersalud.gob.cl/documentacion/569/articles-4203_recurso_1.pdf

Lenz, R. (2007). Proceso Político de la Reforma AUGE de Salud en Chile: Algunas Lecciones para América Latina. Una Mirada desde la Economía Política. Serie Estudios Socio/Económicos. 38, 1-40.

Ministerio de Salud de Chile (2014). Lista de Espera No GES, Garantías incumplidas no reclamadas, retrasos GES. Informe de la Comisión mixta especial de Presupuesto del Congreso de Chile.

Olavarría, M. [ed.] (2012). ¿Cómo se formulan las políticas públicas en Chile? Tomo II. El Plan AUGE y la reforma de la Salud. Santiago: Editorial Universitaria.

Pareja, G. & Infante, A. (2015). LA reforma AUGE diez años después. En D. Contreras & O. Larrañaga [ed.] Las Nuevas Políticas de Protección Social en Chile. Santiago: Uqbar.

José Toro Leyton es Psicólogo, Magíster (c) en Ciencias Sociales, Mención Estudios de la Sociedad Civil, del Instituto de Estudios Avanzados (IDEA).